Síguenos en
Louis Grasse/PXImages

Noticias

La policía reveló detalles de la detención de Jon Jones

Detenido el pasado viernes (24) en Las Vegas (EE.UU.), el excampeón de la UFC Jon Jones fue puesto en libertad tras pagar la fianza. Sin embargo, su nombre volvió a ser noticia el martes (28) después de que la policía responsable de su detención hiciera públicos los detalles de los delitos cometidos por el deportista.

Según el comunicado enviado al sitio web ‘TMZ Sports’, Jones tiró del pelo a una mujer y, cuando fue detenido, se enfrentó a los agentes de policía y dio un cabezazo a uno de los vehículos, que llegó a abollar el capó. La fianza pagada por los crímenes fue de ocho mil dólares.

El informe de la detención también indicó que la policía fue llamada para acudir al ‘Caesars Palace’, tradicional hotel y casino, alrededor de las 5:00 am debido a un disturbio doméstico en una de las habitaciones, en el que estaban implicados una mujer blanca que sangraba por la nariz y la boca y un hombre adulto, de raza negra, cuya profesión es la de luchador de las MMA.

Cuando los agentes de policía vieron a Jones en las afueras del establecimiento, y luego se procedió a la detención. Los profesionales que participaron en el arresto informaron de que el excampeón de la UFC se enfadó y, mientras le esposaban, amenazó con demandar al departamento local por haberle detenido en la noche más importante de su vida. Horas antes, ‘Bones’ fue homenajeado por la mayor organización de las MMA del mundo y se convirtió en miembro del Salón de la Fama por su icónica pelea con Alexander Gustafsson en 2013.

Pero todo no quedó ahí. Los agentes informaron de que Jones bromeó sobre la situación e incluso expresó su interés por enfrentarse a todos los agentes al mismo tiempo. En cuanto a la supuesta víctima del episodio, la policía entrevistó a Jesse, prometida del excampeón de la UFC y madre de sus tres hijos, que aseguró estar dormida cuando el púgil regresó a la habitación tras pasar una noche en Las Vegas con sus amigos. Aun así, la fémina indicó que el atleta no estaba contento y señaló que había contacto físico entre ellos.

La policía reveló que ella habría intentado suavizar el suceso, declarando que Jones le tocó el cuello, la tiró del pelo, pero no la agredió. Sin embargo, los profesionales que intervinieron en el caso dijeron que notaron sangre en su labio, que también estaba hinchado, en su sudadera y en las sábanas de la habitación del hotel donde se alojaban.

Además, se resolvió el misterio sobre quién decidió llamar a la policía. Los agentes informaron de que cuando Jesse bajó a una cabina de seguridad para pedir la llave adicional de la habitación del hotel, sobre las 4:30 am, un guardia de seguridad se dio cuenta de la hemorragia y le preguntó si estaba bien. El profesional en cuestión contó que la prometida de Jones empezó a llorar, confesó su miedo a volver a la habitación y fue entonces cuando intervino el hijo menor de la pareja, preguntando si podía llamar a la policía.

Tras los hechos, Jones negó haber agredido a su prometida, pero finalmente fue detenido por cargos de violencia doméstica, lesiones e infracciones de tránsito. En libertad tras pagar la fianza, el luchador tendrá que asistir a una audiencia judicial prevista para el 26 de octubre. Vale la pena recordar que este fue solo uno de los muchos problemas de «Bones» con la ley.

Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Noticias